MAY

23

El día de hoy el Presidente Municipal Armando Cabada Alvídrez atenderá una agenda privada.

Ocupará “Ceresito” instalaciones de antigua Escuela de Mejoramiento Social para Menores

Comunicación Social
Lunes 9 de Enero del 2017

El Presidente Municipal Armando Cabada Alvídrez anunció esta mañana que ya se tiene la ubicación del lugar que se habilitará como el “Ceresito”que albergará a infractores que conduzcan bajo los influjos del alcohol, siendo esta las antiguas instalaciones de la Escuela de Mejoramiento Social Para Menores “México”.

El Alcalde indicó además que será a más tardar en la primera quincena de febrero, cuando ya se cuente con el nuevo Reglamento de Tránsito, el cual deberá ser sometido para su aprobación ante el Cabildo.

El edil, comentó que se ha trabajado intensivamente para tener listo el Reglamento que dará validez legal al funcionamiento del Ceresito, instalaciones que resguardarán a aquellas personas que sean sorprendidas conduciendo bajo los influjos del alcohol por la Dirección General de Tránsito Municipal (DGTM).

“Ya tenemos el lugar ubicado, será en donde era el Tribunal para Menores, allí contamos con un espacio que se rehabilita para recibir a hombres y mujeres en condiciones dignas al ser detenidas”, mencionó el edil.

La antigua Escuela de Mejoramiento Social para Menores “México”, así como el viejo Tribunal para Menores, se ubicaban en un mismo inmueble, localizado sobre el bulevar Norzagaray, al norponiente de la ciudad.

Actualmente el Reglamento está bajo análisis en el departamento Jurídico del Municipio, y se prevé que para el mes de febrero sea presentado para su análisis, discusión y aprobación a los integrantes del Cabildo para su autorización.

“No vamos a cobrar ni un solo peso de multa a quien se sorprenda conduciendo alcoholizado, en su lugar serán puestos bajo vigilancia durante 24 horas en el Ceresito, sin importar en que grado de ebriedad se encuentren”, abundó Cabada Alvídrez.

Los detenidos, tendrían que atender un curso de concientización sobre los riesgos que implica para ellos mismos y para terceras personas, el combinar el alcohol y el volante, a fin de que no vuelvan a repetir esta situación.

Pese a que no se interpondrá una multa a los infractores, estos sí deberán cubrir los costos que implican el uso de una grúa para trasladar sus vehículos a los corralones municipales, así como el hospedaje que se da a las unidades.

El Alcalde Armando Cabada, precisó que al momento de la detención, al guiador se le dará la oportunidad de que algún acompañante que no se encuentre en estado de ebriedad y que cuente con licencia de conducir, se haga responsable del vehículo para evitar el aseguramiento del mismo.